Aceite de olivos milenarios de la variedad Lechín

licintus250anforade

Aceite de olivos milenarios de la variedad Lechín, autóctonos de nuestra zona. Muy fuerte de sabor. amargo y picante. El aceite de la Historia. Acompañado de un ánfora donde se transportaba en la antigüedad.

Más detalles

25,00 € IVA incl.

Añadir a la lista de deseos

  • Arva, nuestro querido pueblo, es una de las ciudades citadas por Plinio  a orillas del río Baetis entre Corduba e Hispalis, el mejor lugar para profundizar en el conocimiento de la producción del aceite bético y su influencia en el desarrollo económico y social de la zona.
    Arva recibió el derecho de ciudadanía (Ius latii) en época flavia. La concesión del Ius latii a estos núcleos está en función de la necesidad de Vespasiano de controlar la economía bética.
    Algunos propietarios de origen patricio romano, tal es el caso de la familia LICINTUS  afincada en el lugar del Castillejo, asentados desde los primeros años de la conquista, alcanzaron gran importancia a juzgar por las inscripciones en piedra encontradas, así como por sus marcas en las ánforas (dressel 20) halladas en el Testaccio (Roma). Se transportaba aceite bético de Arva, en ánforas Dressel 20, Dressel 23.

Reseñas

Escribe tu opinión

Aceite de olivos milenarios de la variedad Lechín

Aceite de olivos milenarios de la variedad Lechín

Aceite de olivos milenarios de la variedad Lechín, autóctonos de nuestra zona. Muy fuerte de sabor. amargo y picante. El aceite de la Historia. Acompañado de un ánfora donde se transportaba en la antigüedad.

Productos en la misma categoría